Guerra de Malvinas

La invasión británica

El 15 de mayo comandos ingleses efectúan una audaz operación en la isla Borbón al Norte de Gran Malvina, atacando de noche la base aeronaval "Calderón" y destruyendo el material aéreo que allí se encuentra, destinado
a impedir el acceso por la boca Norte del Estrecho, con lo que disminuyen sensiblemente los medios aéreos propios.

Ese mismo día se envía personal de la Ca. Cdo. 601 a rastrillar la zona en busca de más comandos del SAS, pero la búsqueda es infructuosa.

Ante las claras presunciones de que los británicos intentarán algo en la zona del estrecho de San Carlos, se destaca la Sec. del Tte. Esteban con dos cañones sin retroceso para vigilar la entrada del mismo, posteriormente a éste se unen un Pelotón Cdo. del R.l. 25, 1 sección de Tiradores del R.I. 25 y una sección de apoyo del R.I. 12; con dos morteros de 81 mm, además de los cañones sin retroceso (s/r).

Esta fuerza se constituye en el "EC GUEMES" y se desplaza en la altura 234 a 500 metros de la playa en espera del enemigo, relevando a personal de la Compañía Comando 601, que regresa a Puerto Argentino.

En la noche del 20 de mayo los ingleses bombardean intensamente las posiciones del Ejército Argentino destacadas en Puerto Argentino, Darwin y Península de San Luis.

E1 21 de mayo a las 2:30 de la mañana se produce bombardeo de artillería naval en la zona del EC GUEMES, este cañoneo se prolonga por más de tres horas en forma discontinua.

Con las primeras luces se divisa en la entrada del estrecho, un gran buque blanco seguido por tres fragatas. Cerca de las 08:20 se observan los primeros lanchones de desembarco que se dirigen hacia la costa hasta alcanzar la playa desde donde los efectivos se despliegan hacia el Este, simultáneamente efectivos del EC GUEMES abren fuego contra los ingleses. Los efectivos argentinos son atacados por un helicóptero "Sea King", respondiendo el fuego, y averiando la máquina.

Conjuntamente los ingleses abren fuego con morteros y ametralladoras sin lograr batir la posición argentina. Un helicóptero "Gazelle", se aproximó para hacer fuego con sus cohetes a las posiciones del EC GÜEMES pero es recibido con fuego cerrado, precipitándose al mar.

El fuego de morteros continuaba y se podía observar a los pobladores indicando a las tropas británicas las posiciones de repliegue argentinas. Otro helicóptero "Gazelle" intenta nuevamente batir las posiciones argentinas, con idéntico resultado que el anterior, cayendo incendiado a tierra.

Un tercer "Gazelle" logra fijar las posiciones argentinas para dirigir el fuego naval, que se inicia intensamente sobre los efectivos argentinos. El fuego de morteros también continúa, los ingleses no demuestran intención de tomar la posición argentina, solo se limitan a hostigarla.

Hasta las 13:00 hs. la sección argentina mantiene su posición en espera del repliegue de la sección apoyo desde la altura 234. La acción de los hombres del Teniente 1º Esteban en San Carlos, contra un enemigo marcadamente superior, da por resultado una decena de paracaidistas muertos o heridos, 2 "Gazelle" derribados y dos averiados al igual que un "sea King", los que quedaron seguramente inoperables.

El repliegue se efectúa de noche y de día a campo traviesa, hostigados por el enemigo que trata de ubicarlos, tras tres días de marcha, llegan a Douglas Paddock donde se establece contacto con Puerto Argentino el 21 de mayo, los hombres son recogidos y trasladados en 4 helicópteros del Ejército el día 26 de Mayo.

La sección de apoyo cumplió también una labor destacada, el 21 de mayo a las 0130 detecta la entrada de varios buques por el estrecho, imposibilitados de localizarlos fehacientemente, inician fuego con los cañones s/r al centro del estrecho, con lo que descubren su posición al enemigo, que inmediatamente intenta batirlos con mortero y fuego naval, que cae cercano al equipo de comunicaciones por lo que el jefe de sección SubTeniente Oscar R. Reyes, ordena silencio de radio. A las 03:30 horas agotan su munición por lo que inician el repliegue al Este, pero su avance es detenido por fuego de ametralladoras que hieren a dos soldados. El jefe de sección realiza un acercamiento a las posiciones enemigas y logra ponerlas momentáneamente fuera de combate con lo que la sección puede continuar.

Durante el resto del día se permanece en posiciones comprobando la magnitud de la operación enemiga. Imposibilitado de transmitir información o de reunirse con su Jefe de EC, decide el repliegue hacia el Este atravesando las líneas del enemigo.

Una larga y penosa marcha continuará hasta el 11 de junio por el Norte de la isla Soledad, ocultándose por el día y marchando de noche, eludiendo el contacto con pobladores, el 14 de junio son capturados por efectivos ingleses.

En la zona de Puerto Argentino, con las primeras luces del 21 de mayo se producen ataques aéreos, uno de los cuales es llevado sobre Monte Kent, donde se destruye un Chinook, un Puma y un Bell UH-1H.

Pese a los ataques aéreos realizados por la aviación argentina, los británicos logran consolidar la cabecera de playa en San Carlos, ante esa situación el Comando Conjunto Malvinas estudió la posibilidad de realizar un ataque lo suficientemente potente y rápido como para arrojar a los ingleses al mar; pero existía la duda de si ese fuera el único desembarco o se producirían otros posteriores y este tenía la sola intención de atraer fuerzas para desguarnecer otros puntos. Esta actitud pasiva por parte del Comando Conjunto, sería determinante en el desarrollo posterior de la guerra.

Finalmente se decide lanzar patrullas de exploración y comandos, para infiltrar el dispositivo británico, controlarlos y hostigarlos y sobre todo tratar de realizar golpes de mano en su retaguardia

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar